¿Qué consultar? - Negocios y Dinero

El segundo asunto sobre el que más se me consulta (después de los temas de Amor) es el relativo a dinero, trabajo o negocios.

Esto ya es bastante variado, hay desde personas que tienen problemas a nivel doméstico (i.e. no llegan a fin de mes) hasta gente que tiene pequeñas o medianas empresas (PYMEs) que no funcionan bien y quieren saber porque puede ser esto, o que se podría hacer para mejorar la situación.

En realidad, estos temas de dinero son mucho más fáciles de tratar que los sentimentales, porque aquí casi todo es facilmente medible y contrastable, por ejemplo:

  • En el caso de una franquicia inmobiliaria que no tiene suficientes ventas, en seguida se ve si el problema es del mercado en si, que no hay la demanda suficiente, o de la estrategia de negocio que quizás es inadecuada (como querer vender viviendas de lujo en un barrio humilde), o bien que la persona que se encarga de vender no tiene una actitud adecuada, ya sea por tener poca iniciativa o por desconocer el producto que vende...

    También se suele ver claramente por donde van a ir los tiros, si es posible sacar a flote el negocio o es mejor que pensemos en liquidarlo...

    Además, son casi siempre aspectos que están ahí, sólo hay que analizarlos objetivamente y tomar una decisión, las cartas lo que hacen principalmente es señalarlos como queriendo decir "pero mira ahííí...".

  • Cuando en vez de tratarse de un negocio con dificultades se trata de un proyecto de próxima realización, como por ejemplo montar un negocio propio, pues se puede ver que tal es el entorno en el que nos vamos a mover, si hemos tomado las precauciones adecuadas o si por el contrario nos estamos confiando demasiado, si el nivel de endeudamiento puede ser excesivo, si conviene que adoptemos una actitud más activa y agresiva, o por el contrario es mejor ser más prudentes...

    Hay veces en las que se ve claramente desfavorable ese proyecto, o todas las cartas apuntan a que la persona se está obcecando denodadamente en unas ideas equivocadas...

En realidad, siempre se vuelve un poco a lo mismo, a intentar ver las cosas que estamos pasando por alto o permanecen en la sombra, pero siempre más centrándose en el presente que en el futuro; lo que ocurre es que cuando las condiciones del mercado o de nuestras finanzas son claramente malas, pues en gran parte se puede decir que la suerte está echada.

Es que en estos casos de dineros y negocios al final lo que más peso tienen son los números, muchas veces cambiando una estrategia de publicidad o buscando un nuevo socio se pueden arreglar las cosas... pero en muchos otros casos se trata de situaciones muy definidas en las que sólo queda buscar la salida menos mala.

¿cúando tiene poco sentido echar las cartas sobre temas de negocios o dinero? pues cuando son asuntos que ya están muy claros, por ejemplo, que no hallamos podido seguir pagando la hipoteca y que nos vayan a embargar dentro de un mes, si ya te han mandado la orden judicial, no tienes dinero para arreglar el asunto con el banco y todo parece indicar que no lo vas a tener a corto o medio plazo... pues lo más probable es que te embargen...

A veces, viene gente en situaciones así que en realidad lo que les ocurre es que están desesperados y buscan a alguien que les diga "tranqui! que todo se va a solucionar, veo claramente que te va a tocar la lotería y no vas a perder el piso"; vamos, en esta situación yo siempre lo digo claramente, que se pueden echar las cartas a ver si se ve que se vaya a solucionar milagrosamente, pero vamos, si sale que no (cosa bastante frecuente) yo voy a decirte lo que veo.

Otra cosa es que se plantee la pregunta más como un "¿qué puedo hacer para salir de esta situación lo menos disminuido posible?" en vez de preguntar directamente "¿qué va a pasar?".

Ignacio Vidal, el autor de esta web

Nacho (el autor de esta web)

En otros tiempos técnico de sistemas Unix, en 2004 decidí intentar vivir mi vida de una forma más coherente conmigo mismo, y así fue como surgió esta web, en la que escribo desde entonces cuando mis circunstancias me lo permiten.

Nací en España hace ya 39 años, y después de andar viendo mundo a bordo de un pequeño barco durante 10 años, finalmente decidí establecerme en la isla de Santa María (Portugal), un oasis de paz, tranquilidad y belleza en este planeta cada vez más atribulado en el que vivimos.

Puedes ver mi perfil completo aquí, o subscribirte a mi boletín aquí.

Algunos derechos reservados | Contacto

Las Cartas de la Vida © 2004-2018